Quiénes somos

Nuestra filosofía


Creemos que es nuestra obligación cuidar la tierra que recibimos de nuestros padres, Estamos hoy aquí porque ellos fueron unos enamorados del campo y la naturaleza, sentimiento que lograron transmitirnos, iniciándonos de una manera muy espontánea en lo que acabaría siendo nuestro medio de vida.

Este firme convencimiento determinó la decisión de poblar desde el principio la Finca Fuentillezjos con ovejas de raza manchega, las únicas que han compuesto la cabaña desde siempre para la elaboración de nuestro queso de granja ecológico, en definitiva, vivir de la tierra y para la tierra.

Finca Fuentillezjos - 1966

Nuestros principios inamovibles


No fabricamos queso: lo elaboramos, lo cual implica un cuidado proceso y especial atención. En la finca el paso del tiempo y de las estaciones del año hacen que cada queso sea diferente en cada momento, son una fotografía de ese día, del clima, del estado de ánimo de las ovejas y del nuestro: no sabemos si puede haber algo más bonito.

Queso de pastor: que elaboramos únicamente con la leche de nuestras ovejas manchegas.

La alimentación de nuestras ovejas se basa exclusivamente en productos vegetales de origen ecológico, obtenidos sin la utilización de herbicidas, pesticidas ni abonos químicos de síntesis y por supuesto sin que procedan de organismo modificados genéticamente (OGM).

No utilizamos antibióticos y los tratamientos veterinarios no son ni preventivos ni masivos.

Los corderitos son alimentados con la leche de sus madres, hasta que se hacen independientes y quieren vivir su propia vida.

No utilizamos ningún aditivo ni en la pasta ni en la corteza del queso, por lo que la corteza es comestible.

Nuestro queso no es un producto, es un alimento y por supuesto no es industrial de modo que no necesitamos disfrazarlo bajo palabras tan maltratadas como calidad o artesano, así que no las busques, no las encontrarás.

En la finca nos cuidamos entre todos, tenemos un espacio de trabajo libre y tranquilo.

Estamos orgullos de ser ganaderos, de vivir en el campo.